Qué hacer si tienes pensamientos negativos constantes: Identificar – localizar – escribir el pensamiento

  • Hacernos conscientes de que es un pensamiento invasivo y recurrente y entender que no por pensar algo signfica que sea cierto.
  • Reconocer errores de pensamiento, por ejemplo, el hecho de que no te inviten a una fiesta no significa que todos te odien.
  • Sustituir estos errores de pensamientos por otros más realistas. “Puede ser que la fiesta fuera para los amigos más íntimos”.
  • No forzamos a que desaparezca, aprendiendo a relativizar y siendo consciente de que es un pensamiento invasivo y no por ello es real.